Seleccionar página

«El concepto innovación con el cambio que aporta un valor agregado al producto con el objetivo de alcanzar la máxima competitividad, mejorar la productividad y la sostenible y de esta forma, contribuir al bienestar de la sociedad»

Cuando se pudo en boga el término “sostenibilidad” en la década pasada, no había empresa o persona que no usara y mal usara el término, eso hasta el día de hoy.
Actualmente nos encontramos a diario con personas que usan y mal usan el término y que si consultáramos no tienen el conocimiento de qué es realmente, cómo se aplica, que implicancias y alcances puede tener. Más aún, no saben cuál es la base, enfoque y en que difiere del termino “sustentabilidad”, pero lo importante es usarlo, estar “in” y a la par con la tendencia que dictan las diversas culturas y sociedades.
Pero lo que más preocupa es ver que por el mal uso e implementación de una tendencia, éste puede tener efectos directos e indirectos en el medio (no solo en el medio ambiente), sino que en la sociedad y con repercusiones económicas. Por algo existe actualmente el término “Green Watching”.
Así cómo la década pasada el boom fue con la palabra “sostenible, al parece esta década es de la palabra “innovación” y “emprendimiento”.
Si navegamos un rato por las redes sociales, nos podremos dar cuenta de la gran cantidad de “innovación de emprendimiento”. Me vuelvo a preguntar, todos estarán en conocimiento de lo que quiere decir, cuál es el impacto e implicancias. La verdad, me queda mis dudas.
Pues bien, Innovar es introducir un nuevo productos, proceso, sistema de marketing o de gestión o prácticas de negocios, pero lo más importante es que en lo que se éste innovando no debe existir en el mercado, y si existiese debe ser novedoso y extremadamente diferenciador. O sea innovar en algo nuevo.
La palabra innovación generalmente va ligada al mundo tecnológico y de nuevos modelos de negocios, pero que pasa con la “innovación verde” o “innovación social”.
La innovación social consiste en encontrar nuevas formas de satisfacer las necesidades sociales, que no están adecuadamente cubiertas por el mercado o el sector público.
La innovación social debe producir cambios de comportamientos necesarios para resolver los grandes retos de la sociedad, capacitando a la ciudadanía y generando nuevas relaciones sociales y nuevos modelos de colaboración.
A través de la Innovación Social se puede fomentar el cambio de una cultura que potencie los valores de la creatividad, el espíritu emprendedor, la aceptación al fracaso, generar compromisos con sus pares y en su comunidad. Además se puede capacitar a las personas en nuevos conocimientos y habilidades.
De este modo, los procesos involucrados en la innovación social dan como resultado aprendizajes, compromisos y transformaciones que impactan fuertemente a nivel local y deben construirse sobre la participación de los agentes locales, el empoderamiento y el compromiso de la comunidad.
La importancia del turismo como vehículo de desarrollo social y económico, su profunda dependencia del patrimonio natural y de la biodiversidad, así como su eficacia como herramienta estratégica ha generado un cambio en la mentalidad de la sociedad que busca la conservación del medio ambiente como elemento esencial para la promoción de los destinos.
Se ha pasado de un turismo en masa, que requería de cosas sencillas y sin complejidad, a turistas informados, que demandan soluciones únicas y enriquecedoras, que son complejas y que implican el antes, durante y después del viaje.
Por otra parte, la sostenibilidad es un elemento clave en el desarrollo del turismo y por ello es conveniente recordar que el turismo sostenible tienen en cuenta las repercusiones actuales y futuras, económicas, sociales y medioambientales que satisfacen las necesidades de los visitantes, de la industria, del entorno y de las comunidades de destino.
El concepto innovación con el cambio que aporta un valor agregado al producto con el objetivo de alcanzar la máxima competitividad, mejorar la productividad y la sostenible y de esta forma, contribuir al bienestar de la sociedad.
Por lo tanto la innovación se puede complementarse con la sostenibilidad en el turismo comunitario, puesto que en los últimos años se observa cambios en la alternativas de realizar turismo, como lo es este tipo de turismo y que es acogida por los turistas que buscan lugares diferentes y que puedan estar en contacto con la naturaleza, aprender de la cultura local, pudiendo asi enriquecer aún más su experiencia.
Por último, se puede innovar en la enseñanza del turismo sostenible y que pudiese dividirse en dos partes: una relacionada con la enseñanza y la incorporación de conceptos de sostenibilidad en los planes académicos poniendo así en valor el atractivo del sector como oportunidad de desarrollo personal y profesional, apostando por reconocer y atraer el talento de la industria turística y por otra parte las técnicas de comunicación y de marketing tanto de sostenibilidad como de la innovación
Esperemos que la “innovación” sea aplicada con un enfoque de colaboración y enseñanza a los destinos y no por ser una tendencia para transformase en moda.

Saludos y que tengan un buen día,

Marta Lorenzini
Emprendedora Social – Agente de Cambio Sostenible – Multiplicador B / Ing. en Turismo esp. Sostenibilidad